ALGUNAS CAUSAS TRAUMÁTICAS DE DOLOR LUMBAR INFANTIL.


Dolor lumbar por sobrecarga (Exceso de peso)


Se trata de la causa más frecuente de dolor lumbar y es secundaria a la tensión muscular debida a sobrecarga o alteraciones posturales.



La mayoría responden bien al reposo y a la modificación de los hábitos de vida (en algunos casos, se requiere que el paciente disminuya o cese su actividad física o modifique el tipo de deporte que realiza). No precisa de estudios complementarios si no existen signos de alarma asociados.




Espondilólisis


Es de las causas más frecuentes de dolor lumbar en pacientes mayores de 10 años.

Alta prevalencia en niños/adolescentes que realizan actividad deportiva de competición.


Clínicamente se caracteriza por un dolor que empeora con la hiperextensión del tronco y mejora con el reposo. Se asocia con frecuencia a una retracción de los isquiotibiales.




Ante la sospecha clínica (un dolor persistente), se deben realizar una serie de pruebas complementarias entre las que se incluyen:


· Radiografía simple: Proyecciones AP, LATERAL y OBLICUA

· TC/ Resonancia magnética nuclear: Alta sospecha clínica, con radiografía normal.

· SPECT-TC: Alta sensibilidad pero poco específico.


En el caso de la espondilólisis, las pruebas complementarias mostraran una ruptura a nivel de la pars interarticularis de la vértebra afectada. Se denomina Lachapelle’s sign, a la imagen típica de la espondilólisis que simula a la de un “perro degollado”.
















En relación al tratamiento, la mayoría de los pacientes mejoran con medidas conservadoras (cede de actividad deportiva, reposo, fisioterapia) sin precisar de un tratamiento quirúrgico. Éste se reserva para aquellos casos de dolor persistente a pesar de meses de tratamiento conservador o aquellos pacientes con una afectación severa que conlleve alteraciones en la alineación de la columna vertebral.




Espondilolistesis


En la población infantil, se habla de espondilolistesis cuando la ruptura se produce a nivel de ambas pars interarticularis de la vértebra, generando una inestabilidad a nivel del eje vertebral pudiendo provocar el desplazamiento/listesis de la vértebra afecta sobre la inferior.


Clínicamente el paciente presenta dolor a la palpación a nivel de la región lumbar con contractura de la musculatura paravertebral asociada. Pueden presentar alteraciones de la marcha, deformidad en casos severos y positividad para los signos de tensión radicular.


El diagnóstico de imagen se realiza mediante las mismas pruebas complementarias que en el caso de la espondilólisis (radiografía, TC, RMN)




En los grados iniciales o leves el tratamiento puede consistir en medidas conservadoras. En cambio, en los grados severos que asocian inestabilidad con o sin clínica neurológica asociada, el tratamiento definitivo requiere una intervención quirúrgica (descompresión + fijación posterior mediante artrodesis).




Hernia discal lumbar


Patología poco frecuente en menores de 10 años y que acostumbra a aparecer en deportistas jóvenes tras un esfuerzo o traumatismo previo.


En la población juvenil, la rotura del disco intervertebral es la causante de la herniación y es debida a un exceso de fuerzas sobre el disco o a una anormalidad estructural.

Los niveles que con mayor frecuencia se afectan son L4L5 o L5S1, que corresponden a los niveles que mayor compresión y exceso de carga soportan.



En la exploración física encontraremos:

· Dolor lumbar mecánico persistente irradiado a región glútea o extremidades inferiores, que empeora con la flexión del tronco.

Signos de tensión radicular positivos (Lasegué, Bragard).






La RMN será de utilidad para el diagnóstico, ya que la radiografía simple será normal en la mayoría de los casos y aporta poca información.


En niños y adolescentes, las hernias discales pueden ser tratadas/manejadas sin necesidad de cirugía (reposo, AINE’s, corticoides), exceptuando aquellos casos de dolor lumbar severo o con signos de lesión neurológica, que se beneficiarían de un proceso quirúrgico para la descompresión.





Otras causas de dolor lumbar infantil (infección, tumoral, autoinmune, enfermedad inflamatoria…)


La orientación diagnóstica para cada una de éstas causas posibles de dolor lumbar, vendrá definitiva por una anamnesis adecuada basada en la existencia o no de signos de alarma y/o factores de riesgo anteriormente descritos y en una exploración clínica y unas pruebas complementarias concordantes; desde la presencia de fiebre, perdida de peso, apatía, a unos parámetros analíticos determinados (PCR, leucocitos, VSG, serologías…etc.) sugestivos de enfermedad y que precisen de estudios complementarios.


21 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

La lumbalgia supone uno de los motivos más habituales de consulta y uno de los síntomas más frecuentes que aparece durante el embarazo y que puede llegar a afectar a la calidad de vida de las mujeres

Cuando hablamos de ciática, nos estamos refiriendo a los síntomas de dolor que aparecen en la pierna (pinchazo, hormigueo, descarga, adormecimiento...) de inicio a nivel de la región lumbar baja e irr